La primera pintura realista de la humanidad, descubierta en Borneo

Hace al menos 40.000 años, alguien se tomó la molestia de abrirse paso por el paisaje abrupto y escarpado de Borneo, en el sudeste de Asia, para acceder a una cueva colgada de un acantilado y pintar en su techo un animal. La criatura, trazada con un pincel impregnado de pigmento mineral de color ocre, tiene el cuerpo hinchado y las patas cortas. Parece ser un banteng, una especie de vaca salvaje que todavía hoy se encuentra en la isla. Su representación es, según una investigación publicada este miércoles en la revista «Nature», la muestra de arte rupestre figurativo (que imita la realidad) más antigua del mundo.

Según investigadores de la Universidad de Griffith (Australia), responsables del estudio, el hallazgo demuestra que las producciones rupestres, una de las más importantes innovaciones en la historia cultural humana, no surgieron solo en Europa como se creía. Al mismo tiempo, o quizás antes, el llamado arte de la Edad de Hielo también se hacía en el extremo opuesto del mundo.

Composición de manos en negativo en color morado superpuestas sobre otras de color naranja rojizo más antiguas. Los dos estilos están separados en el tiempo por al menos 20.000 años – Kinez Riza

Las cuevas casi inaccesibles de las remotas montañas del Kalimantan Oriental, en la provincia indonesia de Borneo, fueron descubiertas en los años 90. Entonces salió a la luz un enorme tesoro de pinturas prehistóricas, incluidas miles de representaciones de manos humanas, animales, signos, símbolos abstractos y motivos relacionados. Pero su verdadera antigüedad no se conocía con precisión. El equipo dirigido por Maxime Aubert, profesor de Griffith y principal autor de la investigación, fechó las pinturas con un método de uranio a partir de muestras de carbonato de calcio obtenidas de techos y paredes.

La pintura de la vaca resultó tener unos 40.000 años, lo que la convierte en el arte figurativo más antiguo del mundo, arrebatando el título al cerdo salvaje hallado en 2014 en la isla indonesia de Sulawesi, de aproximadamente 35.400 años. Adam Brumm, coautor del estudio, es consciente de que este punto es polémico, ya que el dibujo de Sulawesi compite en antigüedad con otras joyas prehistóricas europeas, como el rinoceronte de la cueva de Chauvet, en Francia, datado por radiocarbono en 32.400 años (por lo que puede ser aún más antiguo, por los límites de la técnica). «Los arqueólogos discuten sin cesar la confiabilidad de las fechas para casi todo el arte rupestre temprano. ¡No somos diferentes!», admite a ABC.

Figuras humanas. Podrían tener hasta 20.000 años de antigüedad – Pindi Setiawan

Figuras humanas
Además del animal, en Kalimantan también hay plantillas de manos en negativo (pese a lo que puede parecer, esta técnica no se considera arte figurativo) de una antigüedad similar a la vaca y otra tercera mano estarcida de 51.800 años como máximo. Esto sugiere que la tradición paleolítica del arte rupestre apareció por primera vez en Borneo hace entre 52.000 y 40.000 años, aproximadamente al mismo tiempo que el arte más antiguo conocido de Europa atribuido a los humanos modernos (hay pinturas rupestres muy básicas y toscas aún más antiguas, pero se consideran obra de neandertales). La investigación también indica que un cambio importante ocurrió en esta cultura hace unos 20.000 años, cuando se originó un nuevo estilo que incluye extrañas representaciones de seres humanos en un momento en que el clima de la era glacial mundial estaba en su punto más extremo.

«Quiénes fueron esos artistas no está claro, pero el escenario más probable es que se tratara de Homo sapiens», dice Brumm. El significado que daban a sus pinturas «es un gran misterio que realmente no conocemos y quizás nunca resolvamos. Pero el hecho de que gran parte de ellas se encuentren en lugares de difícil acceso, donde las personas normalmente no viven, sugiere un elemento ‘ritual’ en su creación», explica.

Dos cunas del arte

El impresionante paisaje de Kalimantan – Pindi Setiawan

Los nuevos hallazgos muestran que la historia de cómo surgió el arte rupestre es más compleja de lo que se creía. Europa ha sido considerada durante mucho tiempo como el centro para su desarrollo, tanto por la enorme belleza de sus pinturas como por su abundancia. Pero Borneo puede ser comparable. La que es hoy la tercera isla más grande del mundo, formó parte durante la Edad de Hielo de la punta oriental del vasto continente de Eurasia, separado de Europa por 13.000 kilómetros de distancia. «Parece que el arte rupestre temprano se desarrolló en un tiempo similar en las esquinas opuestas de Eurasia: uno en Europa y otro en Indonesia», apunta el arqueólogo.

Para los investigadores, estos nuevos hallazgos sugieren que el arte rupestre se extendió desde Borneo a Sulawesi y otros lugares más allá de Eurasia, tal vez llegando a Australia con sus primeros colonos. Lo que parece claro es que la capacidad de hacer arte no surgió en un único lugar del mundo.
Source: Ciencia ABC

Fuente Original: La primera pintura realista de la humanidad, descubierta en Borneo

Ayuda: dale COMPARTIR

Author: admin

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *